Belleza

Cómo prevenir el deterioro de tu estado físico durante la cuarentena

Debido a que hemos tenido restricciones para mantenernos en forma, te traemos unos tips para prevenir el deterioro de tu estado fí­sico durante la cuarentena


Tiempo de Lectura: 3 minutos

Tener hábitos saludables y comer sano son algunas de las claves. Tener una rutina de ejercicios aeróbicos, yoga o stretching realizable puertas adentro, el mejor complemento.

Si algo es difícil a la hora de afrontar la cuarentena por Coronavirus es generar nuevas rutinas. A eso, sumarle la idea de comer sano es casi como una utopía digna de un cuento de hadas. ¿Quién no ingiere más pan, galletitas o incluso alcohol durante el aislamiento? Todo eso terminó. Luego de leer este post, vas a encontrar cómo podés cambiar esos hábitos destructivos y evitar que tu salud y tu cuerpo sufran las consecuencias.

Tips para generar buenos hábitos en la alimentación

Con el temita de la cuarentena, entre mate y mate sumamos alguna galletita de chocolate que nos quedó por ahí escondida de nuestra última visita al súper; o de repente a la noche nos dan ganas de “picar” algo más y terminamos tocando el fondo de un paquete de snacks que abrimos para ver una película o atacamos un pote de dulce de leche oculto en la heladera (porque el dulce de leche abierto va en la heladera, ¿no?). En definitiva, al estar más tiempo en casa es más factible que empecemos a ingerir más carbohidratos que los habituales pero reemplazarlos ya es posible por ejemplo con fruta o cereales. Tener, por ejemplo cortada zanahoria o apio en tiras o una ensalada de hojas verdes lista para ser condimentada en la heladera pueden ser opciones para no tentarnos.

La idea aquí es reemplazar esos “gustos” que nos damos con “aperitivos” saludables. Sí, probablemente no sea tan rico comer un yogurt con frutas y cereales pero será menos calórico que atacar un pote de dulce de leche o comer tostadas con manteca. Tu salud y tu estado físico te lo van a agradecer.

Ejercicios en casa

Hábitos saludables
Yoga en casa

Otra opción saludable es incorporar a nuestros días una rutina de ejercicios al menos dos veces por semana. Puede ser desde una clase de yoga para principiantes o una de ejercicios de cardio súper avanzados si estás acostumbrado a entrenar.

Un detalle: NUNCA obligues a tu cuerpo a ir más allá de sus posibilidades físicas, la idea es que te mantengas sano, que el ejercicio te ayude a gastar energía y no que te lastimes o te esfuerces de más.

Practicar ejercicios con los que te sientas cómodo va a hacer que tu metabolismo mejore, que quemes calorías, que reduzcas el estrés producto del aislamiento y que por las noches estés más cansado y puedas dormir mejor. ¿Qué te parece?

Ejercicios que podés hacer en tu casa

  1. Ejercicios de estiramiento:
    • Una postura de yoga es denominada “la cobra”. Consiste en recostarse boca abajo, poner las manos a la altura de los hombros y estirar los brazos. Una vez que el tronco del cuerpo quedó levantado inclinar la cabeza hacia atrás. Permanecer estirando unos 20 o 30 segundos. Repetir.
    • Acostado, pero esta vez boca arriba y los brazos estirados a los costados doblá tus rodillas formando un ángulo de 90 grados. Levantá el cuerpo hacia arriba lentamente      y dejá los hombros, el cuello y la cabeza apoyados en el piso. Se formará una especie de “puente”. Mantener la postura por 20 o 30 segundos. Repetir.
  2. Ejercicios de cardio:
    • Saltar la soga. Cuidado: Que no sea demasiado larga ni demasiado corta. Y ¡ojo con las luces de tu casa!
    • Si no tenés soga podés saltar igual. ¿Recordas los ejercicios de educación física de la escuela? Saltá abriendo las piernas y levantando los brazos por los costados (no hacia adelante sino hacia arriba).
    • Subir un banco. Este ejercicio es muy simple pero hay que tener cuidado a dónde nos subimos. Consta de buscar una plataforma para subir y bajar.

Para relajarse después de entrenar podés hacerte algunos masajes. ¿Cómo? Deslizando tus manos lentamente por las zonas que trabajaste: piernas, abdomen, brazos. A las zonas que trabajaste más las podés “amasar” con movimientos circulares suaves para no lastimarte y, cuando termine la cuarentena, podés contactar a alguno de los profesionales que te ofrece Big Blue People en su plataforma para que te haga una sesión de masajes completa y olvidarte del estrés que te ocasionó el aislamiento. De momento podés consultar en esta entrada de nuestro blog sobre que masajes se recomiendan hacer después de hacer deporte.

Natalia Vivas

Similar posts

Suscribite para leer las novedades

Enterate primero de las novedades del Blog de BBP.